• Entrega internacional
  • Devoluciones sin problemas
  • 250,000 Clientes satisfechos
Compression Garments

Mi Extracción de Implantes Mamarios

En esta experiencia de  paciente, Katie comparte su experiencia de explante de mama, que incluye: Por qué decidió la extracción de implantes mamarios sin reemplazo, cuál fue el mejor sujetador para la extracción de su implante, cómo fue su cirugía de explante y cuál fue la duración y la experiencia de su recuperación.

La historia del explante de mama de Katie

Katie explica, con sus propias palabras, su experiencia con el aumento, la extracción y la recuperación de los senos.

Sobre mí

Nombre: Katie

Edad: 32 (30 en el momento de la operación de explante y 18 para el aumento de senos original)

Altura: 1,67 m

Peso: 55 kg

Procedimiento: Extracción de implantes mamarios sin reemplazo

Talla de sujetador preoperatorio: 32D

Talla de sujetador postoperatorio: 32B

¿Por qué quisiste hacer el proceso?

Disfruté de mis implantes y pensé que cuando llegara el momento los reemplazaría.

Sin embargo, después de 10 años de tener los implantes comencé a tener una contractura capsular en el seno izquierdo, y también descubrí que eran de  PIP (Poly Implant Prostheses).

Practicaba mucho el yoga, y no me gustaba tumbarme boca abajo porque sentía que los implantes me estaban estorbando,  incómodos. Desde que obtuve mis implantes a los 18, también me sentí mucho más segura de mí misma y llegué a un punto de aceptación sobre mi apariencia y mi vida en general.

Anhelaba volver a ser natural. Así que tomé la aterradora decisión de hacerme un explante de mama sin reemplazo.

Aunque estaba convencida de  mi decisión, a veces era absolutamente aterrador. Pierdo la cuenta de las veces en que casi me eché atrás, pero seguí adelante. El proceso de curación fue difícil, pero 18 meses después no me arrepiento en absoluto y estoy muy contenta de no haberme colocado más implantes.

Espero que el relato imparcial y honesto de mi experiencia pueda ayudar a otras mujeres que están planteándose este gran cambio y les dé la confianza para tomar la mejor decisión. ¡He repasado  mi propio diario personal en busca de esta información, para que tengas una idea real de cómo me sentía entonces!

La víspera de la extracción del implante mamario

Muchas veces tuve  la tentación de dar marcha atrás, pero ese día estaba completamente dispuesta a cancelarla y miré si eso era posible.

Como el procedimiento se realizaba en el NHS (la Seguridad Social de Gran Bretaña), y me sentía tan agradecida, sentía que no podía dar marcha atrás ahora y hacerles perder el tiempo. Estaba entrando en pánico. Me dije a mí misma  que si el resultado era espantoso y me veía deformada, siempre podría pagar una cirugía adicional para corregirlos.

Como elegí un sostén post quirúrgico para después de la extracción del implante

Empecé a hacer las maletas por la mañana. Comencé con mi sujetador reductor por compresión; busqué varias marcas y me sentí tranquila porque macom® era la mejor después de hablar con su maravilloso personal.

El chaleco de compresión era en realidad más parecido a un corsé, pero más blando, y se abrochaba en la parte delantera con tres tamaños para apretarlo o aflojarlo. ¡No había copas que me garantizasen una  compresión máxima para mis nuevos pechos pequeños!

macom® me fue genial y todavía estoy muy agradecida por el consejo de Nadja. Ella me ayudó muchísimo,  estaba increíblemente informada, y comprendía mi situación; realmente, el equipo quiso ofrecerme el mejor producto para garantizar resultados óptimos y una buena curación.

El Sujetador Reductor Elegido por Katie (Disponible en el sitio web del Reino Unido)

 

Compra este sujetador O bien... Echa un vistazo a todos los sujetadores postoperatorios de extracción de implantes

 

macom® recomienda también el sujetador Explant

MACOM Explant Bra

                        El Sujetador Explant

Además de mi chaleco macom®, preparé una bolsa de viaje en caso de que tuviera que quedarme. Aunque se suponía que saldría el mismo día si no había complicaciones, quién sabe lo que podría  pasar.

Esa noche, en la cama, me sentí realmente abrumada y rompí a llorar, preguntándome por qué me había sometido al procedimiento en un primer momento. También me preocupaba el efecto de los implantes PIP en mi cuerpo; había estado muy cansada durante el último año y tenía numerosos problemas de salud. ¡Me sentí tonta por estar en esta situación, cuando hay miembros de mi familia que han tenido operaciones serias y simplemente siguieron adelante, y mi operación fue bastante menor pero  yo era un desastre emocional! Afortunadamente, mi novio me apoyó mucho, pero lo puse realmente  a prueba con mi preocupación y mi obsesión por la operación.

Dormí muy mal, repasando mentalmente cualquier eventualidad, así que solo pude dormir  unas pocas horas antes de la operación.

¿Qué tal fue el día de la cirugía de explante de mama?

La mañana fue borrosa y estaba cansada, pero ya no entraba en pánico. Quería terminar de una vez y afrontar  los resultados y de mi nuevo cuerpo. Antes de darme cuenta, estaba recuperándome de la anestesia, estaba muy mareada y sin ningún dolor en absoluto. Estaba súper desorientada, pero me miré  y recordé que… ¡Ya  no tenía senos!

Tan pronto como pude, me asomé al vestido, preparándome para lo peor. Fue un shock ver mis senos pequeños, arrugados, caídos y con aspecto triste, pero no tan mal como esperaba. Después del sueño  desapareció el efecto de los analgésicos, y comencé a sentir un poco de dolor en el lado izquierdo al tratar de sentarme, así que la enfermera me dio un poco de codeína. Aproximadamente una hora después me levanté y fui al baño para echarme un vistazo completo.

Mi pecho izquierdo  estaba magullado por debajo  de la incisión,   sentí un dolor punzante en un lado, y el pecho derecho estaba mucho mejor.

Inicialmente no pensé que podría usar mi chaleco macom® porque estaba dolorida, pero mi novio me ayudó a ponérmelo y de hecho me sentí mucho mejor y con más apoyo con el chaleco puesto. Me sujetaba suave pero firmemente, y sentí que mi piel flácida recibía ayuda para volver encajarla en su sitio. No me causó ningún dolor añadido, como yo pensaba, y me lo ceñí perfectamente. Sin embargo, me hacía parecer totalmente plana, lo cual me preocupó al principio, pero es lo que esperaba gracias a los consejos de macom®.

En general, a pesar del evidente impacto inicial, me encantó lo suaves que eran. Después de 12 años no podía recordar lo que se sentía sin tener implantes, y fue maravilloso darle un abrazo a mi novio sin los duros  implantes contraídos interponiéndose entre nosotros.

Me quedé en el hospital más tiempo del que debía a causa del dolor en mi lado izquierdo, pero después de comer algo me dieron el alta.

¿Qué tal fue tu convalecencia tras la extracción de los implantes mamarios?

Estaba muy cansada, pero con mucho menos dolor, ¡solo en el lado izquierdo, y las suturas se habían quitado a última hora del día!

¡Dormía principalmente en el sofá, comía uvas y veía mala televisión todo el día!

Era muy  consciente de mis senos completamente planos con el chaleco de compresión, pero eran maravillosos. Tener un poco de compresión era  importante, ¡pero tuve que resistir la tentación de salir a comprarme un sostén grueso con relleno!

Todavía tengo un poco de dolor en el lado izquierdo, ¡qué molesto!

El quinto día comencé a notar una diferencia en la recuperación de  los senos derecho e izquierdo. Sin dolor en la mama derecha, pero con un dolor considerable en la izquierda, que además parecía un poco más pequeña que la derecha.

Noté que me sentía cada vez más cansada y agotada, lo cual me hizo sentir bastante deprimida.

El chaleco macom® ha sido increíble, estoy muy contenta de haber invertido en una prenda de alta calidad. Era más cara, pero es de muy buena calidad y se ajusta perfectamente. Lo echo de menos cuando me lo quito,  y me siento mucho mejor, más cómoda y con más apoyo cuando lo llevo puesto: con las tres opciones de talla,  podía aflojarlo si me dolía.

2 meses después de la operación

Bueno, ambos senos se han curado y la infección ha desaparecido rápidamente. El seno izquierdo con la infección (que también era el que tenía la contractura capsular) es un poco más pequeño que el derecho. Al principio me asusté, pero no creo que sea tan notable, especialmente cuando llevo sujetador y con la ropa.

No puedo explicarlo del todo, pero siento una verdadera sensación de libertad al volver a ser completamente natural con mis senos. Creo que, sabiendo que mis implantes eran PIP y que  dentro de mí había silicona que no era de calidad médica, solo quería que se fueran para siempre, aunque sabía que el reemplazo sería seguro.

He mejorado mucho en solo dos meses y he llenado gran parte del espacio que estoy seguro de que solo puede mejorar.

Otra cosa que me preocupaba era la textura y las protuberancias del tejido mamario, pero el médico me indicó que entonces se estaba moldeando todo, y que era simplemente un  tejido mamario normal.

También me encanta usar sujetadores pequeños y delicados, me siento muy bella y más joven, ¡es como si hubiera vuelto a tener 18 años otra vez!

¿Está contenta con los resultados de su explante mamario?

Ya ha pasado un año y medio de la operación y no me arrepiento de mi decisión de explantar. ¡Ahora tengo  incluso más confianza en el cuerpo que con los implantes!

Me pongo bikinis y no me preocupa  lo que piense la gente, me he levantado y he ido a clases de yoga sin necesidad de llevar un sostén acolchado, me he puesto vestidos bonitos  sin espalda con lentejuela, sin sujetador, y me he sentido como una reina.

Mis senos han vuelto a la vida con alegría,  y  aunque hay una ligera asimetría entre los dos, no es nada importante. Definitivamente, creo que el chaleco macom® me ha ayudado.

Mi consejo para cualquiera que esté planteándose un explante sin reemplazo es que los nervios previos y la preocupación son mucho peores que el procedimiento real. Consigue una buena prenda de compresión, defiende tu decisión, ten fe y recuerda: es probable que resulte desagradable al primer vistazo, pero tienes mucho margen de recuperación.

Sobre todo, sea cual sea tu decisión, ¡ama tu hermoso cuerpo! Con o sin implantes, todas somos únicas y especiales, esa es definitivamente la lección que he aprendido de toda esta experiencia.

Si alguien tiene preguntas sobre mi proceso, puede contactar con macom® y estaré encantada de responderlas.

Fotos de extracción de implantes mamarios

Las fotografías han sido autorizadas por el paciente para su uso en la  web de macom®. No deben utilizarse sin el consentimiento de macom® y del paciente.

Más información

macom® medical es una empresa británica, y el principal distribuidor de prendas de compresión y modeladoras de grado médico en el Reino Unido.

superior
Live Chat